Uncategorized

La unidad de la izquierda

POR ALBERTO IBARROLA OYÓN – Domingo, 5 de Junio de 2016 –

En la década de los 90 del siglo XX, Julio Anguita apadrinó la teoría de las dos orillas, por la que el PSOE solo sería tratado como un partido de izquierdas por IU si llevaba a cabo políticas de izquierdas. Como desde el sector mayoritario de la coalición pensaban que no era el caso, se equiparaba aquel al PP y se consideraba conveniente protagonizar el sorpasso, es decir, convertir a la izquierda transformadora en el principal referente frente a la derecha. Cuando en 1993 el PSOE se quedó sin mayoría absoluta, Felipe González optó por pactar con CiU en vez hacerlo con IU. Esta decisión marcó el camino del Partido Socialista y esa influencia llega hasta hoy; el rechazo de Susana Díaz y otros barones socialistas a acordar un gobierno con Podemos se basa en aquella directriz del felipismo, ratificada por declaraciones en medios de comunicación ultraderechistas de exdirigentes como el exministro Corcuera, autor de la conocida como ley de la patada en la puerta, declarada inconstitucional por su pretensión de conceder permiso a la policía para violar domicilios particulares. Así, pues, el pacto de Pedro Sánchez con C’s destaca como una imposición de la lideresa andaluza y una reedición del que ella logró en Andalucía tras expulsar a IU del Gobierno autonómico sin una razón sólida.

Podemos, IU, Equo y otros partidos, como por ejemplo Batzarre en Navarra, concurren juntos a las elecciones del 26-J bajo la marca Unidos Podemos. Sus opciones de erigirse en la principal fuerza de la izquierda y en la primera del Estado inclusive, teniendo en cuenta la ciénaga inmunda o lodazal corrupto donde se revuelca el PP, no son deleznables. Sin embargo, le seguiría correspondiendo al PSOE inclinar la balanza hacia la izquierda o hacia la derecha, debido a su posición más centrista. Tal vez su papel en un futuro próximo sea el de convertirse en partido bisagra, lo mismo que C’s. Desde mi punto de vista, parece muy probable que la actual dirección socialista, presionada por el viejo aparato, opte por la gran coalición con el PP y C’s, tal vez con su abstención. Mal asunto para un partido socialista contar entre sus más destacados militantes con personalidades extraordinariamente adineradas como Felipe González y otros beneficiarios de las puertas giratorias, puesto que son los primeros interesados en que, por ejemplo, no se efectúe una reforma fiscal que incida en la progresividad o que grave a las grandes fortunas. Tampoco aceptará el Partido Socialista que se celebre una consulta soberanista en Catalunya, pero Podemos no puede prescindir de ejercer una defensa del derecho a decidir si no quiere que un sector importante de su electorado se desmarque y opte por otras formaciones políticas. La ambigüedad ideológica podemita y su ambición de ocupar un espacio transversal ya motivaron un reforzamiento de IU en las encuestas, lo que ha fortalecido su posición en el pacto con el partido dirigido por Pablo Iglesias.

Frente a la postura oficial de su ejecutiva, en el PSOE existen voces autorizadas que desean un pacto de izquierdas y la continuación en el Estado de acuerdos que ya funcionan en diferentes comunidades autónomas, en Madrid y Barcelona y en otras capitales de provincia. Estos posicionamientos contrapuestos podrían presentar alguna incompatibilidad entre sí y acelerar su descomposición como principal partido de izquierdas. Si se verifica que para la consecución del cambio en el Estado debe ser imprescindible que el Partido Socialista no sea decisivo, por su negativa a pactar con los partidos de izquierdas y no al revés, tal y como ha sucedido en Navarra, su final como movimiento de masas podría estar cercano y quedarse reducido a una fuerza minoritaria, pues gran parte del electorado de izquierdas lo percibiría como un obstáculo para la formación de un gobierno progresista. La crisis interna en el PSOE parece inevitable.

El autor es escritor

www.noticiasdenavarra.com

Anuncios
Estándar

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s